cabecera-post1-pausantamaria-otono

Hablamos con Pau Santamaria, uno de los cultivadores y proveedores de productos de la tierra más reconocidos de los restaurantes gourmet del país

Ahora que nos hemos adentrado en otoño, la madre naturaleza nos ofrece productos muy distintos si los comparamos con los del verano. El aspecto de nuestra despensa cambia y pasamos de consumir alimentos con colores vivos y sabores exóticos a comer ingredientes más sugerentes, sutiles pero muy intensos.

Partiendo de este contexto, hoy nos adentramos al mundo de Pau Santamaria, uno de los cultivadores y proveedores de verduras más reconocidos que actualmente tenemos a nivel nacional. Su conocimiento por los productos de la tierra lo debe -en gran parte- a la pasión que le transmitió su padre: el fallecido chef Santi Santamaria, propietario del restaurante ya cerrado Can Fabes y uno de los cocineros del país más premiados con Estrellas Michelin junto con Ferran Adrià, catalogado como uno de los mejores chefs del mundo.

Pau, ¿de dónde sale tu pasión por los productos de la tierra?
Mi padre fue quién me transmitió todo el entusiasmo que siento por la cocina y los productos que la tierra nos da. Desde pequeño lo he vivido y he estado siempre rodeado de los recolectores de setas y los ‘pagesos’ del Montseny.

¿Cómo empezaste con este proyecto de distribuir productos a todos estos locales?
Mi mujer, mi suegro y yo somos quienes empezamos todo esto. Buscábamos reinventarnos profesionalmente y todo empezó cuando el restaurante Via Veneto, con Estrella Michelin, nos hizo el primer pedido después de que el día antes los visitara personalmente con una cesta llena de verduras frescas y les hablara de nuestro producto. A partir de allí se encendieron los motores con otros restaurantes.

¿Cuál es tu secreto para servir a restaurantes de alta gama de Barcelona y otras regiones?
Todo lo que cultivamos es ecológico por lo que los sabores y la calidad del producto que servimos es muy buena y está muy cuidada.

Las setas son un producto característico del otoño y tú las conoces muy bien. ¿Nos puedes recomendar alguna receta cocinada con este producto?
En este caso, os recomendaría una de las recetas más conocidas que elaboró mi padre, Santi Santamaria: Raviolis de Gamba Roja al Aceite de “Ceps”, una de las setas más características de nuestra región. A grandes rasgos, el plato consiste en servir unos raviolis donde el envoltorio son las gambas y el condimento son la cebolla y los ceps confitados. Y todo aliñado con un aceite con sabor de ceps. El resultado es excelente.

¿En qué novedades de cultivo has participado y nos puedes hablar de ello?
Una de las más relevantes es el redescubrimiento del hitlacoche, una hongo que crece en los cultivos de maíz. En muchos países se considera una plaga pero en México se consume e incluso es un producto gourmet. Ahora sabemos cómo cultivarlo. Este año también hemos trabajado mucho el garbanzo verde, un ingrediente que se ha solicitado mucho en los fogones de muchos restaurantes.

Aún nos quedan preguntas en el tintero y Pau tiene mucho que aportar en el campo del cultivo . Pero si los sabores de otoño te interesan, en el restaurante El Mall de Crowne Plaza Barcelona te sorprenderemos con todo lo que nuestros platos evocan en esta estación con ingredientes culinarios tan interesantes.

¡Visítanos!

Leer Más

cabecera-post2-boda-otono

¿Cómo vestirse para una boda en otoño?

Encontrar la ropa adecuada para ir a una boda es toda una misión. Pero el reto aún es mayor cuando, además, el evento se celebra durante el otoño o la primavera, estaciones donde a menudo no sabemos si hará frío o el termómetro marcará altas temperaturas.

Las bodas son una de las celebraciones donde en Crowne Plaza Barcelona más experiencia y conocimiento tenemos. En toda nuestra trayectoria hemos recibido a miles de invitados y hemos visto el outfit y estilo de todos ellos. Y ahora que en el hotel tenemos la nueva Terraza Montjuïc -un espacio al aire libre con vistas privilegiadas al Palacio Nacional de Barcelona (MNAC) preparado para organizar cualquier tipo de evento-, los festejos para el amor eterno son realmente espectaculares.

Con todo esto, en este post nos aventuramos a darte algunos consejos para vestirte para una boda en otoño, sobre todo en el caso de las mujeres ya que los hombres, por lo general, con traje y corbata o pajarita ya van más que elegantes.

¿Qué ponerse de abrigo?
Si la boda es de noche, te salvará el protocolo que estipula que hay que vestir de largo. Si es de día, también puedes aplicarte esta norma y decantarte por unos pantalones anchos y largos estilo mono o un vestido que llegue hasta los pies. Para la parte de arriba, busca una prenda que sea bonita y que vaya acorde con el conjunto en general para que cuando la lleves puesta o te la quites no desentones. También puedes jugar con las medias, más o menos opacas, o usar un chal en caso de que realmente dudes del tiempo.

Colores de moda para el otoño
Una norma básica es no vestir de blanco o de colores muy claros para no eclipsar a la novia, y, en ocasiones, hay quién prefiere que nadie de la boda vista de rojo porque llama demasiado la atención. Pero el resto de reglas pautadas ya forman parte del pasado. El negro ya está más que aceptado en este tipo de celebraciones y cualquier color es correcto.

Pero ya que el otoño es una estación bucólica, ¿por qué no vestir con una prenda brillante de color plata o de oro? Si escoges la buena prenda, con estilo y de calidad, seguro que das la talla y no destacas exageradamente por encima del resto de invitados o de los novios.

Zapatos
Los zapatos para ir a una boda en otoño a menudo también cuestan de seleccionar: ¿qué es mejor, zapato cerrado o descubierto? Por lo general, siempre dependerá del conjunto que lleves pero si te decides por un zapato descubierto, es aconsejable que te resguardes del frío usando unas medias o calcetines sin costuras. También es buena idea que lleves unos de recambio, pueden salvarte si realmente tienes frío o llueve.

Accesorios
Con los accesorios, te aconsejamos que te apliques la norma “menos es más”. Pero como siempre, la cantidad de elementos que escojas como los pendientes, collares, anillos, bolso o cinturón, entre muchos otros, dependerá de si llevas un conjunto sencillo o si, por el contrario, está estampado o lo conforman muchos elementos (flecos, relieve, etc.). En este último caso, intenta llevar lo mínimo para que resalte lo que realmente quieres que los asistentes se fijen. Para ir a una boda en otoño no hay reglas de cómo vestirse. A menudo juega a favor el sentido común y que tengas información sobre el clima donde se celebrará la boda: no es lo mismo celebrar una boda cerca del mar, que en el interior o en las montañas. A partir de la ubicación y de la fecha concreta, podrás decantarte por un conjunto u otro.

 

Para ir a una boda en otoño no hay reglas de cómo vestirse. A menudo juega a favor el sentido común y que tengas información sobre el clima donde se celebrará la boda: no es lo mismo celebrar una boda cerca del mar, que en el interior o en las montañas. A partir de la ubicación y de la fecha concreta, podrás decantarte por un conjunto u otro y a partir de allí… ¡a pasarlo bien!

Leer Más